Diecisiete nuevos sacerdotes y dieciocho nuevos diáconos de los Heraldos el Evangelio son ordenados en Sao Paulo, Brasil

Revista Mayo 2019
mayo 14, 2019
Las apariciones de Fátima
mayo 20, 2019
Diecisiete nuevos sacerdotes y dieciocho nuevos diáconos de los Heraldos el Evangelio son ordenados en Sao Paulo, Brasil

La Basílica Nuestra Señora del Rosario (en Caieiras, Brasil) de los Heraldos del Evangelio, se revistió de gala, para las ceremonias de ordenación de dieciséis nuevos Sacerdotes y dieciocho nuevos Diáconos de la Sociedad Clerical de Vida Apostólica de Derecho Pontificio Virgo Flos Carmeli, presididas por Mons. Benedito Beni dos Santos, Obispo Emérito de Lorena, Sao Paulo, los pasados días jueves 16 y sábado 18 de mayo.

Estas ordenaciones contaron con la debida autorización de Mons. Sergio Aparecido Colombo, obispo diocesano de Braganza Paulista donde se localiza la Basílica Nuestra Señora del Rosario.
El recinto sagrado respiraba la alegría de este tiempo de Pascua. Alegría expresada en los cánticos, las flores, el ceremonial y los rostros de los familiares, religiosos, autoridades civiles y militares que repletaron el templo dedicado a la Virgen de Fátima.
El obispo ordenante, Mons. Benedito Beni dos Santos, Obispo Emérito de Lorena, agradeció la invitación de los Heraldos en la persona de su Fundador, Monseñor João Scognamiglio Clá Dias, EP, y resaltó la elección de las celebraciones, en el tiempo de la Pascua: tiempo de Resurrección. Mostró la belleza de la invitación hecha a cada uno de los neo sacerdotes y neo diáconos como servidores de la Iglesia y del pueblo de Dios. Entre otros, afirmó que el diaconado nació dentro de la Iglesia por una cuestión práctica. Citó al Papa Emérito Benedicto XVI, gran amigo de los Heraldos del Evangelio, que llamaba a San Pablo como el décimo tercer apóstol.
Moneñor Beni dos Santos al dirigirse a los nuevos sacerdotes Heraldos los alentó a buscar en su ministerio sacerdotal la santidad. También destacó la importancia de la dedicación, de la humildad, del servicio para con los más necesitados, señalando que el celibato hace parte de esa entrega: “podemos comprender, entonces, la importancia del celibato tanto para el diácono como para el sacerdote. El celibato no es apenas una ley eclesiástica, es mucho más que eso. Es una necesidad antológica. Él es necesario para que el sacerdote tenga el mismo estilo de vida de Cristo. Cristo fue célibe, fue virgen, he allí la importancia del celibato”, concluyó.
Al final de ambas ceremonias un representante de los recién ordenados tomaron la palabra y agradecieron al Obispo Mons. Benedito Beni por la amistad de siempre, a los formadores y el ejemplo de Superior General de la Sociedad Clerical de Vida Apostólica Virgo Flos Carmeli, el Padre Jorge Maria Storni EP, por su dedicación. Y emocionados mencionaron, especialmente, al fundador de los Heraldos del Evangelio Monseñor João Scognamiglio Clá Dias, EP, por su dedicación y amor de padre, para con toda la familia de los Heraldos.
Los nuevos sacerdotes y los nuevos diáconos de los Heraldos del Evangelio ordenados en esa ceremonia son provenientes de varios países: Brasil, Argentina, Colombia, España, India, Chile, Ecuador, Portugal, Paraguay, Perú, Guatemala y Vietnam.

Más fotos en: Instagram
Con información de: www.gaudiumpress.org

comparta:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *